• DIÓCESIS DE SOCORRO Y SAN GIL
    “Creo que la iglesia colombiana y la pastoral social, sobre todo, tiene que dar una visión mucho más crítica del modelo económico que se ha venido impulsando los últimos años, de creer que la minería es la solución para todos nuestros problemas del país y de mirar solamente el desarrollo económico como la única alternativa. La iglesia debe asumir una posición crítica frente a ese modelo extractivo, frente al impacto ambiental que eso genera, la no sostenibilidad de todos esos procesos mineros ya que realmente los que se van a beneficiar son las compañía internacionales, no es ni siquiera el Estado colombiano y eso ya ha quedado demostrado.”​
  • DIÓCESIS DE CÚCUTA
    “Bueno, nos hemos acercado al tema porque hemos conocido experiencias por ejemplo: El Cerrejón, de las comunidades indígenas de esta región, todo el tema de la explotación del carbón en la Guajira y ellos nos han venido a socializar realmente cómo las multinacionales han entrado, cómo ellos se han empoderado del tema, cómo ellos han logrado resistir, cómo han logrado defender sus derechos, y cómo las multinacionales también han cedido a las pretensiones que ellos tienen; entonces para nosotros es también muy interesante eso, no dejarnos diríamos inundar antes de que realmente ellos lleguen, nosotros tener base para poder hacer una intervención también lo más objetivamente posible”